Saltar al contenido.

22 septiembre, 2009

8

Una bella y feliz forma de vivir y de morir

por Otto
Tomado del blog Código de Barra

Tomado del Blog "Código de Barra"

Esto me lo mandaron y me dió muchísima gracia. Es una carta que le hizo Claudio Nazoa (humorista venezolano) a el Dr Pedro Penzini Fleury (farmacéutico y conductor de radio en temas de Salud, venezolano). Espero les agrade.

Estimado Dr. Penzini:
Usted dirá que yo la tengo agarrada con su persona y que prácticamente no vivo sino para escribirle y enviarle cartas refutando sus absurdas teorías sobre la vida sana.

Pero no es así, sólo quiero, demando y le imploro, que deje a la gente vivir feliz. Basta ya de empeñarse en que todos estemos saludables y rozagantes, entienda de una vez por todas que nosotros, los enfermos felices, los bebedores, los comecochino, los tomadores de whisky, de ron y de anís con yogurt, al igual que los hipertensos, los descalcificados, los osteoporósicos, los preinfartados, los estresados, los ulcerados, los griposos, los herniados, los estíticos, los que tienen enterradas las uñas y los alopécicos, tenemos derechos humanos. ¡Estamos hartos que insista en curarnos!

¡Qué fastidio es andar sano! Doctor Penzini, usted se ha convertido en una especie de Carrasquero pero no del Consejo Nacional Electoral, sino de la salud. Siempre imponiendo reglas y recomendando cosas
difíciles de hacer, y lo peor, de dudosos y contradictorios resultados.

Por ejemplo, usted un día dice que corramos, al día siguiente que corramos pero no tanto. El otro día, lo recuerdo perfectamente, escuché cuando nos pidió que tomáramos agua, al día siguiente dijo que
tomáramos agua pero que fuéramos moderados porque se pierden sales. Al día siguiente del día siguiente dijo que la sal hacía daño y que lo mejor era evitarla.

¡Entonces, doctor! ¿En qué quedamos? ¿Corremos o no corremos? ¿Tomamos agua o no la tomamos? ¿Guardamos la sal o la botamos? Por culpa suya, mi estimado doctor, existimos miles de locos en este país.

Doctor Fleury, no sé si sabe que según aterradoras estadísticas policiales, los venezolanos tenemos un elevado porcentaje de probabilidades de que un delincuente nos aniquile en la calle. Si lo más seguro es que nos mate un malandro, entonces ¿por qué hay que morir en forma? Fíjese, si el día de mañana un malandro acaba con mi costosa y muy bien cultivada vida sedentaria, saturada de whiskys y elevado colesterol consecuencia de gordas y grasientas chuletas de cerdo, no sería tan lamentable, ya que yo he sido feliz con mis deformidades, defectos y vicios que tanto dinero me han costado.

Doctor, imagine tan sólo por un momento el dolor que produciría que un malandro mal nacido matara a Juan Carlos García, a Wiston Vallenilla o a Luis Miguel. ¿Tiene usted idea de lo que les costó a estos hombres, que están tan buenos, ponerse así? Esos muchachos han tenido que hacer cosas indecibles como correr, levantar pesas, someterse a largas y torturantes horas de saunas, baños turcos y masajes, se han privado, además, de tomar caña, comer chicharrón peludo, hallaca, bollo y pan de jamón, obligándose a vivir una vida sana pero aburrida.

A veces, mientras medito después de un buen vaso de licor, me pregunto con la seriedad que el asunto amerita: ¿Es el alcohol realmente malo? La respuesta es no. ¡Definitivamente, no! Y las pruebas científicas que he recolectado así lo confirman. Por ejemplo, no sé si Usted sabe que cuando algo se quiere conservar eternamente se sumerge en alcohol, demostrando de esta manera su poder para preservar.

En cambio, conteste sinceramente:

1.-¿Qué causó el deslave de La Guaira ? ¿El alcohol o el agua?

2.-¿Qué corroe los metales? ¿El alcohol o el agua?

3.-¿En qué se hundió el Titanic? ¿En alcohol o en agua?

4.-¿Qué produce maremotos? ¿El alcohol o el agua?

Pregúntese también:

1.- Si el agua erosiona una sólida piedra, ¿qué no hará en el estómago
que es de carne?
2.-¿Qué arruina un bello y soleado día de playa? ¿Un palo de agua o
varios palos de whisky?
3.-Si por descuido o estupidez dejamos un chorro abierto y nuestra
casa se inunda, ¿qué sale por ese chorro? ¿Ah? ¿Alcohol o agua?

Mientras el chorro de agua destruye la casa, arruina el día de playa y erosiona el estómago, las invaluables botellas de whisky permanecen en los estantes de los botiquines caseros, inofensivas y plácidas.

Pedro Penzini Fleury

Dr. Pedro Penzini Fleury

Entonces, mi ahora documentado amigo, ¿qué es lo que está destruyendo a la humanidad? ¿El alcohol o el agua? ¡El agua, doctor Penzini! El agua es el enemigo a combatir. Nuestra lucha es hacia su destrucción, hasta que no quede una sola gota de ella. Por el contrario, con ahínco debemos estimular la producción y consumo de whisky.

Doctor, por el respeto y la admiración que hacia usted profeso, me atrevo a formularle estas últimas preguntas, rogándole sinceridad para las respuestas:

¿Por qué ese odio irracional al cigarrillo, al tabaco y a la señorial pipa? ¿Es algo personal? ¿Qué le han hecho esos deliciosos vicios y placeres ancestrales? Además, no olvide que los habanos y tabacos también pueden ser útiles en lugares más íntimos y sutiles, que precisamente no son destruyendo algún pulmón; si no lo cree, pregúntele a Clinton o a Mónica Lewinsky.

Doctor Penzini, vivir en este país es como hacer un spinning permanente: nos levantamos de madrugada a echarle pichón a la vida y le damos, le damos, y le damos! Sudamos siguiendo al ritmo del pedal, pero al final, terminamos por cansarnos sin llegar a ninguna parte.

Entonces, doctor Penzini, ¿porqué sufrir tanto? Deje que los venezolanos fenezcamos felices: gordos, enfermos por fumar, libando whisky o cerveza y devorando senda rodilla de cochino. Total, esa es una bella y feliz forma de vivir y de morir.

Claudio Nazoa

Anuncios
8 comentarios Escribe un comentario
  1. claudio raga
    Ago 28 2010

    necesario leerlo, y pasarlo y además hacer que estos comentarios lo divulguen todos los medios inclusive los curas en las Iglesias los domingos en las misas, el que te conte en su programa dominical etc ya que asi dejariamos de consumir esos perniciosos e inmisericordes remedios o medicinas que nos alteran nuestros deliciosos hábitos y nos arruinan nuestra menguada economia (lease: aspirina diaria y otros placebos hasta el resto de tus dias)

    Responder
  2. Juan Figueroa
    Ago 29 2010

    Lamento profundamente la muerte de Pedro Penzini, hombre culto, sencillo, de trato agradable, preocupado por el bienestar de los demás, con exelente pronunciación del Inglés, magnífico locutor. Nuestras condolencias a su familia

    Responder
  3. juany
    Ago 29 2010

    Que injusta es la vida, un personaje que tanto hablo sobre salud y partio careciendo de ella.

    Responder
  4. okas
    Ago 30 2010

    HA FALLECIDO UN GRAN HOMBRE. HONREMOS SU MEMORIA. QUISIERAMOS TENER A CIENTOS DE PENZINI FLEURY EN EL PAIS. EN ESTOS MOMENTOS DE PENUMBRAS, VOZ COMO LA DEL DR PENZINI NOS HACIAN REFLEXIONAR, RECORDAR EN VALOR QUE TIENE EL PROJIMO. FUE UN HOMBRE IMPARCIAL. NO ENLODEMOS SU NOMBRE ETIQUETANDOLO O NO DE CHAVISTA. SOLO FUE UN VENEZOLANO EJEMPLAR. BASTA DE POLARIZACION. CHAVEZ ALGUN DIA TERMINARA Y VENEZUELA CONTINUARA. AL FIN QUE TODOS SOMOS NECESARIOS EN NUESTRA BELLA PATRIA. MIS CONDOLEMCIAS SINCERAS A SU FAMILIA, EN ESPECIAL A PEDRO PENZINI LOPEZ. FUERZA Y RESIGNACION AMIGO.

    Responder
  5. Betty Snitcovsky Kauffman
    Ago 30 2010

    Lamento profundamente el fallecimiento del Dr. Pedro Penzini Fleuri, de quien fui asidua oyente por años de su programa de la tarde, lleno de sus oportunos comentarios acerca de muchos temas, entre ellos de los libros que permanente recomendaba, de los deportes que nos hacia disfrutar, de las entrevistas personales y radiales y de la excelente y bien seleccionada musica que acompañaba su tiempo en la radio, que nos permitia soñar y desestresarnos, especialmente si estabamos en el trafico de la tarde y contemplar en esas horas cuando caia la tarde la puesta de sol que nos incentivaba a vivir mas y mejor. Pido a Dios por el eterno descanso de su alma.

    Responder
  6. alice vivas
    Sep 2 2010

    Lamentable la muerte de Penzini, tan agradable, tan centrado, tan culto, con una ecuanimidad envidiable y sobre todo el calor humano que inspiraba a través de la radio provocaba relax con su voz pausada y nítida; era todo un personaje , con sus consejos y sus extrovertidos comentarios llegaba a uno, a tal punto que se convirtió en la cita obligada de las tardes, de verdad que era obligada no podía dejar de oírlo con mis hijos y mis nietos, no lo conocí personalmente, pero no hacia falta sabíamos casi todo de él y cuando no volvió mas a la radio nos entristeció. Su muerte nos conmovió, pero tenemos la certeza de que su vida dejo huella y siempre lo recordaremos

    Responder
  7. Ovelio Perez
    Oct 19 2010

    Buenas tardes a todos, con razon sus comerciales son sobre comer huevos y sardinas a monton.

    Dr. Penzini descanse en paz y gracias por sus consejos.

    Responder

Referencias & Pingbacks

  1. Pa que vean como fue la cosa en el 2010 « COMO ES LA COSA

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Nota: HTML está permitido. Tu dirección de correo electrónico nunca se publicará.

Suscribirse a comentarios

A %d blogueros les gusta esto: